Internacional

Cae en España una banda acusada de enviar droga por vía aérea desde Bolivia y Ecuador

FUENTE: AGENCIAS.

Las autoridades españolas dan por desarticulada una banda acusada de enviar cocaína en vuelos desde América, en uno de ellos en el mayor alijo en España de esta droga oculta en un avión, con 454 kilos.

Según informó este viernes la Guardia Civil española, en una operación conjunta con la Policía fueron detenidas cinco personas, dos de ellas empleados de una empresa de limpieza en el aeropuerto de Madrid, e incautados en total 538 kilos de cocaína ocultos en vuelos de pasajeros procedentes de Bolivia y Ecuador.

Las pesquisas se iniciaron en 2022 tras el hallazgo de 20 kilos de cocaína en sacos de ropa sucia de un vuelo procedente de Guayaquil (Ecuador), indicó en un comunicado.

Los agentes sospecharon de la implicación de dos empleados de una empresa de limpieza que operaba en el aeropuerto, supuestamente encargados de extraer la droga.

En 2023, se detectó un envío de 454 kilos de cocaína, también entre ropa sucia, esta vez procedentes del aeropuerto de Santa Cruz (Bolivia).

Entonces averiguaron que tras recoger la droga la transportaban en un camión hasta un restaurante cercano, donde la escondían con la connivencia con el dueño, de acuerdo a esta fuente.

Este último era el supuesto cabecilla de la banda junto a un colaborador, un empresario de la región de Madrid que se encargaba al parecer de distribuir la droga entre organizaciones criminales españolas, según el comunicado.

Los agentes detectaron que los empleados investigados accedían al aeropuerto, fuera de su horario de trabajo, para extraer una gran cantidad de bolsas de ropa sucia de un vuelo procedente, de nuevo, de Guayaquil.

Luego interceptaron el camión a la salida del aeropuerto y encontraron 62,7 kilos de cocaína en los sacos, por lo que detuvieron a ambos sujetos.

Posteriormente llevaron a cabo ocho registros en inmuebles de la región de Madrid, entre ellos el restaurante, donde intervinieron más de 30.000 euros en efectivo, 1,2 kilos de cocaína, tres armas de fuego cortas, munición, una defensa extensible y siete vehículos de alta gama.

También encontraron cinco balizas GPS, diez dispositivos móviles, dos inhibidores de frecuencia, una máquina de contar dinero, siete relojes de alta gama y tres chalecos antibalas y uno con los identificativos de la Policía española.

La operación se saldó con la detención de cuatro hombres y una mujer como supuestos autores de delitos de tráfico de drogas, pertenencia a grupo criminal y blanqueo de capitales, de los que cuatro de ellos ingresaron en prisión provisional.